10 Y salió Iaacov de Beerseba, y fue a Harán. 11 Y llegó a un cierto lugar, y durmió allí, porque ya el sol se había puesto; y tomó de las piedras de aquel paraje y puso a su cabecera, y se acostó en aquel lugar. 12 Y soñó: y he aquí una escalera que estaba apoyada en tierra, y su extremo tocaba en el cielo; y he aquí ángeles de Elohim que subían y descendían por ella. 13 Y he aquí, IHVH [HASHEM] estaba en lo alto de ella, el cual dijo: Yo Soy IHVH, [HASHEM] el Elohim de Abraham tu padre, y el Elohim de Itzjak; la tierra en que estás acostado te la daré a ti y a tu simiente. 14 Será tu simiente como el polvo de la tierra, y te extenderás al occidente, al oriente, al norte y al sur; y todas las familias de la tierra serán benditas en ti y en tu simiente. *[Mat. 1:2; Luc. 3:34] 15 He aquí, Yo estoy contigo, y te guardaré por dondequiera que fueres, y volveré a traerte a esta tierra; porque no te dejaré hasta que haya hecho lo que te he dicho.

          16 Y despertó Iaacov de su sueño, y dijo: Ciertamente IHVH [HASHEM] está en este lugar, y yo no lo sabía. 17 Y tuvo miedo, y dijo: ¡Cuán terrible es este lugar! No es otra cosa que casa de Elohim, y puerta del cielo. 18 Y se levantó Iaacov de mañana, y tomó la piedra que había puesto de cabecera, y la alzó por señal, y derramó aceite encima de ella. 19 Y llamó el nombre de aquel lugar Bet-El, [casa de Elohim] aunque Luz [almendro] era el nombre de la ciudad primero.

          20 E hizo Iaacov voto, diciendo: Si fuere [La Memra-Palabra o Sabiduría] Elohim conmigo, y me guardare en este viaje en que voy, y me diere pan para comer y vestido para vestir, 21 y si volviere en paz a casa de mi padre, entonces [La Memra-Palabra o Sabiduría] IHVH [HASHEM] será mi Elohim. 22 Y esta piedra que he puesto por señal, será casa de Elohim; y de todo lo que me dieres, el diezmo apartaré para Ti.